Los caballitos de mar o hipocampos, son peces marinos.

Es el único animal en la tierra en que el macho porta a las crías antes de nacer.

La hembra transfiere sus huevos a la bolsa incubadora del macho, que se encuentra en su abdomen. Los huevos fertilizados se desarrollan en caballitos de mar diminutos en el interior de la bolsa del macho. A partir de su bolsa, el macho expulsa los caballitos de mar, entre 10 y 400. El período de gestación dura entre 10 días y 6 semanas. Pasado este plazo, el macho deja salir las crías del interior de su bolsa durante varias horas, contrayendo su cuerpo para hacer presión y liberarlas.

Las crías son réplicas en miniatura de sus padres, de unos siete a once milímetros de largo. Los primeros días entrarán y saldrán de la bolsa según haya peligro o no en el exterior.

Se aparean estacionalmente, después de un baile ceremonial, la pareja de caballitos entrelazan sus colas, y, tras una serie de "contoneos" mezclados con períodos de pausa, el macho deja caer su líquido seminal al exterior, y la fecundación de los huevos se produce según los huevos van entrando en el saco del macho. Tanto la entrada de los huevos en el saco, como su fertilización, ocurren en apenas 6 segundos.

El oxígeno se difunde a través de los capilares del tejido que reviste los huevos. Las hormonas ayudan a crear un fluido placental, que baña una pequeña parte del huevo que sobresale de los tejidos de la bolsa.

Más información: es.wikipedia.org